Se estima que el 65% del peso corporal humano es agua, lo que nos hace estar intensamente conectados con este elemento. Verdosa, artista oriunda de Viña del Mar, busca retratar este vínculo en el nuevo videoclip de “Soy sirena”; el cual fue grabado colaborativamente con más de 25 mujeres en plena pandemia.

Verdosa es el proyecto musical de María Paz Ruiz Campos, quien, tras haber colaborado en otros proyectos, decidió lanzar su trabajo personal en la pandemia. Su música está cargada de feminismo, presentado desde una intimidad mágica y onírica.

Desde esa misma línea es que en enero del 2021 la artista hizo un llamado a mujeres para colaborar en el videoclip de su primer sencillo ‘Soy Sirena’. La invitación era sencilla, debían grabarse en un lago, río, mar o cualquier cuerpo de agua.

“La gente estaba empezando a salir de vacaciones. Fue ahí cuando se me ocurrió invitar a mujeres a participar. Quise motivarlas a que, de alguna forma, compartieran una experiencia de goce, de arte; bailando, caminando, contemplando, riendo, respirando y, lo más importante, sintiéndose sirenas” cuenta verdosa.

Luego de la convocatoria llegaron más de 25 videos de distintas partes del mundo. Al ver todas estas colaboraciones, la artista se animó a grabar también un registro personal, el cual fue realizado en un borde costero junto a sus amigas Cindy Keller, en coreografía, grabación y edición; Javiera Silva en fotografía y Camila Olivares, en maquillaje y vestuario.

“Fue un momento mágico, porque todos los pudores y complejos quedaron fuera y me entregué a la interpretación. Los conocimientos y la contención de mis amigas fueron claves para poder crear esas escenas. Así fue como nació el videoclip” explica María Paz.

Respecto a la lírica de la canción ‘Soy Sirena’, es una fantasía de una persona que está junto a su pareja o ser amado en la playa, y que cuando entra a nadar al mar, se comienza a conectar con el mundo acuático y se transforma en sirena.

“Es una analogía de la transformación que viví, y parte de sus efectos, fue atreverme a materializar mi proyecto musical. Lo sentí como una declaración al mundo. Luego de un proceso de autoconocimiento y sanación, viene la aceptación de quién une es. Es observar desde otra perspectiva la propia historia, y junto a eso, reaprender e integrar en nuestra percepción personal la ternura y la compasión” resume la artista.

Publicaciones Similares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *